domingo, 29 de septiembre de 2013

Nuestro sonido...es vida!!!


Como ya es habitual, todos los meses, una parte, de los ingenieros y arquitectos cubanos, que trabajan en los territorios colindantes con la región de Khomas, donde está ubicada la capital de Namibia, Windhoek, se reúnen para debatir problemas de trabajo, recibir orientaciones, plantear inquietudes, propia de su actividad profesional, y otros temas de índole variado.

También es un buen momento para saludarnos,  recordar a la familia, hablar de las últimas novedades del acontecer Cubano, dar una vuelta por los bien abastecidos moles de Servicios de Windhoek o hacer una visita a China Town en busca de sus variados artículos, ofrecidos a bajos precios, en sus abigarrados estantes.

El grupo de profesionales cubanos, ya es veterano, lleva casi  tres años en contacto con este pueblo hermano, dando y recibiendo solidaridad, materializando  un convenio de colaboración entre ambos países, en el ámbito del Planeamiento Físico y los Servicios Ingenieros.
 
Pronto, será el regreso a casa, y las emociones establecen su predominio, alegría y tristeza se alternan, en un mismo espacio temporal.
 
 
El encuentro sirve también para ir a nuestras raíces, recordando momentos importante de la historia de la nación. La arquitecta Teresa  lee unas décimas sobre la organización vecinal, creada en Cuba en 1960, los Comité de Defensa de la Revolución, que este 28 de septiembre cumplió su 53 Aniversario. El ingeniero Baldomero nos recuerdas sus inicios, asociado a la defensa de la Revolución, ante la acción criminal del adversario.

Sus funciones actuales, se han diversificados, como apoyo a los programas de vacunación, lucha contra vectores dañinos a la salud del vecindario, donaciones voluntarias de  sangres,  como soporte al proceso eleccionario cubano en los barrios, participando en la recogida de materias prima; así como, ente activo, en las medidas organizativas que se toman, para proteger a  la población, ante la eventualidad de un desastre natural, que permita preservar vidas humanas…

Muchas organizaciones de las Naciones Unidas elogian el hacer cubano, en diversos campos de la vida Civil, donde es imposible no reconocer el papel decisivo de esta organización de pueblo, en los logros de estas metas.

Oigo a mis compañeros mencionar las efemérides del mes de Octubre, y no puedo menos que abstraerme y recordar,  cuantos acontecimientos trascendentes ocurridos  en nuestra historia y cuanta infamia acumulada, clamando justicia.


Como olvidar el 6 de octubre de 1976, con el crimen de Barbado, cuando un avión cubano era saboteado en pleno vuelo provocando la muerte de 73 pasajeros inocentes. Resulta duro recordar la grabación, de la cabina del piloto,  con la voz entrecortada, por el  desespero, ante la tragedia inminente, hacia solo ocho minutos habían transcurrido del despegue, cuando en la torre de control se escucha un "¡Cuidado!", era el grito del capitán Wilfredo Pérez, quien se oía a través de la radio del DC-8.  "Felo, fue una explosión en la cabina de pasajeros y hay fuego". "Regresamos de inmediato;  ¡Tenemos una explosión y estamos descendiendo inmediatamente, tenemos fuego a bordo otra vez se escucha en la torre de control la voz del copiloto: "Seawell CU-455... pedimos inmediatamente, inmediatamente pista".

Segundos después, a las 17:25:27, en Seawell se oye una frase perentoria: "¡Cierren la puerta, cierren la puerta! CU-455. Tenemos emergencia total, continuamos escuchando, respondan".

Una segunda explosión había tenido lugar en el área de los baños traseros. Sin percatarse aún de la nueva complicación, el copiloto grita: "¡Eso es peor, pégate al agua, Felo, pégate al agua!".            

De él es también la autoría intelectual del hecho criminal y la sombría  frase, dicha públicamente en una emisora de Miami,  cuando una bomba segó, muchos años después,  la vida de un turista italiano, en un hotel de La Habana¨… estaba en el momento y en el lugar equivocado…¨¿Dónde está la justicia?. Ante estos hechos, ¿de qué derechos humanos nos hablan ¨los reyes de la democracia¨ y sus medios mediáticos? Son ellos, los que quieren que crea, en este  mundo al revés, que no conozco, ni podemos aceptar.
Un 8 de Octubre de 1967,  marca la  fecha de la muerte física, de unos de los más grandes hijos de América, Ernesto Guevara de la Serna, nuestro Che. Cuan sabias suenan sus palabras sobre  la necesidad de¨… crear al hombre nuevo…¨ cuando pensamos en  las deudas de los gobiernos con sus pueblos y los retos a vencer, con sus élites nacionales, para hacer realidad esas legítimas aspiraciones.
O recordar la fecha gloriosa del 10 de Octubre de 1868, con el Inicio de la Guerra de Independencia, de los patriotas cubanos contra España. Pensar en Carlos Manuel de Céspedes, rico hacendado, que liberó a sus esclavos y puso su hacienda y fortuna a favor de la independencia. Su casa señorial se yergue en el centro Histórico de Bayamo, para recordarnos el desprendimiento de un hombre, que ni siguiera aceptó renunciar a sus ideas libertarias cuando los españoles le propusieron perdonar la vida de su hijo prisionero a cambio de renunciar a su lucha, y su respuesta viril¨… Oscar no es mi único hijo, yo soy el padre de todos los cubanos que han muerto en nombre de  la Revolución…
 
Murió sólo, en un paraje montañoso de la sierra Cubana, dedicado a la enseñanza de los niños campesinos. Fue  sorprendido y  perseguido por fuerzas española hasta su muerte. Su ejemplo quedó para siempre;  por eso es venerado, por todos, como, ¨El Padre de la Patria¨ Una visitante amiga, de paso por Bayamo, me confesó que ahora si podía a entender a cabalidad el patriotismo de los cubanos, mas allá de nuestras luchas  recientes.
Sólo unos  días después, el 20 de octubre de 1868 las tropas patrióticas de Carlos Manuel de Céspedes, al tomar la ciudad de Bayamo, entonan por primera vez La Bayamesa, que luego se convertiría en nuestro Himno Nacional, de este hecho, diría José Martí¨…se alzó el decoro dormido en el pecho de los hombres…¨  En honor a este acontecimiento se celebra en nuestro país, ¨El  Día de la Cultura Cubana¨

Un hecho triste cierra, algunas de las fechas más notable de nuestra historia, en este lapso calendario, la desaparición física del Comandante  Camilo Cienfuegos, un 28 de octubre de 1959, en un accidente de aviación, el típico hombre de pueblo, al cual Fidel, en prueba de admiración y confianza, consultaba sus decisiones, ante en una concentración de masa, quedando para la historia su conocida frase¨… Voy bien Camilo, y la respuesta del legendario rebelde, vas bien Fidel…¨
De vuelta al presente, después del despertar histórico,  abordo el único tópico, que esta vez, les interesan a mis impacientes colegas, las gestiones para el regreso a Cuba, después de una fructifica colaboración con Namibia, que llega a su etapa conclusiva  para nuestro grupo. Cada detalle es explicado, antes los ojos, bien abierto, e interrogativo del colectivo.

También es el momento de hacer una despedida anticipada a una pequeña avanzada. Recordando algunos de los momentos vividos, las dificultades afrontadas, el esfuerzo por asimilar la cultura nativa, la seguridad que los momentos difíciles serán opacados por los gratos momentos que nos llevaremos para recordar.
  
No sé por qué recuerdo una publicación, de un país latinoamericano, que hablaba, con absoluta convicción, sobre los gustos y aspiraciones de los cubanos. Según esa publicación, todos nosotros tenemos, como única aspiración, vivir en el extranjero.

No puedo menos que sonreír, yo conozco en carne propia la ¨veracidad¨ de ese texto, durante semanas he sido literalmente bombardeado con la más simple y repetida de la pregunta, ¿cuándo nos vamos para Cuba?.

He visto, como mis colegas, fiscalizan mi tiempo libre y logran malograr mis intentos por maximizar mi tiempo en  las redes sociales, en mi exigua hora de almuerzo, mi deseo choca con el tema principal del momento. Mi cuadro de dialogo se abre, más de una vez,  para el chateo, con algún colega que me procura, ¿el tema?, el esperado, por supuesto!!!.

No es difícil entender los sentimientos, en Cuba nos esperan, familiares, amigos, clima, idioma, cultura… todos los elementos, que nutren  nuestra identidad, están presentes para arroparnos con su  manto de  cubanía.

Pienso en el devaneo de la publicación sobre los cubanos, pretendo razonar, sin ideas preconcebida. Repaso las estadísticas sobre el tema migratorio en el mundo, echo una ojeada a los porcientos de emigrantes, en nuestra  región.

Me asombro, de nuestra falta de liderazgo en ese tema, después de haber sufrido brutal acoso por décadas. Sinceramente, debíamos estar en primer lugar, con creces.

Siento orgullo sincero, los  cubanos somos  un pueblo de retos difíciles, más de medio siglo resistiendo, ¿qué son las leyendas antiguas?, leída con avidez en nuestra época de estudiante, ante esta odisea moderna, de todo un pueblo, luchando por preservar su independencia y pagando, el justo, o tal vez, el necesario  precio que ella demanda.   

Persisto en mi auto estudio, analizo nuestra posición geográfica, el aislamiento insular, que me hizo escribir un breve texto, más en broma, que en serio, que intitulé ¨De Afuera¨ para ¨explicar¨ algunos paradigmas sobre las bondades externas y la dicotomía que se establece entre lo nacional y lo foráneo.

Repaso los flujos migratorios ante de la Revolución, veo el impacto de la cercanía, de nuestro país,  a la principal potencia económica del planeta,  la existencia de leyes migratorias únicas, diseñadas por el vecino del Norte, para estimular la emigración ilegal, conozco el acoso contante que se hace a nuestros profesionales y las facilidades que se les otorgan, en caso de deserción, para su entrada en el país del Norteño. Los propósitos, descapitalizar el país y privarla de los recursos humanos y financieros que permitan hacer frente a las necesidades del pueblo.  

Pienso en la extraordinaria prueba pasada, en estos años, por nuestros ciudadanos, resuenan con fuerza las palabras del ex presidente de Brasil Ignacio Lula da Silva…:Cuba, tiene un significado especial para nosotros como latinoamericanos. La fuerza moral construida por este pueblo en defensa de su dignidad y su soberanía hace que, incluso quienes no simpatizan con la isla, la respeten” o la admiración de Julian Assange, ante la resistencia del pueblo cubano¨…Podemos comprender lo que significa haber resistido durante 50 años de bloqueo a sólo 90 millas de los EEUU…¨

La reunión  de colegas, en Windhoek, termina, empezarán a regresar a sus regiones para incorporarse a sus labores, pero con las mentes y los corazones puestos en un pronto y esperado regreso.
 Hoy es día de asueto, las arquitectas Teresa y Paula me acompañan, ellas forman parte de la avanzada  que dará, en breve tiempo, por concluida la misión, la animación es contante, el diálogo inevitable.

Teresa no deja de mostrar su alegría por la partida. Paula dice que se marcha con alegría y tristeza a la vez.  Alegría por el reencuentro, tristeza por los recuerdos vividos y las personas que dejará atrás, pero confiesa que ya le era difícil soportar el sonido del silencio. 

-¿El silencio tiene un sonido, Paula?, le pregunto

- Si,  el silencio tiene un sonido. Asiente

Y a continuación afirma

-El silencio tiene un sonido, aquí yo siento, el sonido de la soledad.

- ¿Y en Cuba el silencio no tiene igual sonido?, pregunto

Sonríe, parece innecesario explicarlo, pero ante mi expresión de duda, dice condescendiente 

-Zayas, es obvio! En Cuba, el sonido, es vida. Tú siente, un perro ladrar, un gallo cantar, una vecina hablar…

Creo entender sus palabras, más allá de la idiosincrasia local. Cuba, es cuna, es identidad, parentesco,  es bienestar y no sólo referido a los tan mencionados beneficios sociales, que constituyen un derecho adquirido por los cubanos, como la salud, la educación, la seguridad social…es algo más intangible, que no sabemos explicar, pero  que lo sentimos apenas lo perdemos, por suerte, en nuestro caso, de forma temporal.

Es ser alguien, es tener un lugar y un rostro, sentir la mano amiga, de la solidaridad humana, tocando en nuestras casas, ser reconocido en un colectivo, formar parte de un proyecto, más allá de nuestra propia familia, es sentirnos acompañados, aún en la soledad, porque nuestro sonido, muy cierto Paula,… es vida!!!
 
 

1 comentario:

  1. Maravilha de texto! De emocionar até uma pedra. Sinceros parabéns!

    ResponderEliminar